Saltar al contenido

Qué vitamina regenera el colágeno

El colágeno es una proteína que contamos todos y cada uno de los humanos y que pertenece a múltiples tejidos y órganos de nuestro cuerpo. Es producido por células llamadas fibroblastos.

Esta proteína, transcurrido un tiempo y la edad, va reduciendo como una parte del desarrollo natural de envejecimiento, que se regresa mucho más pronunciado y visible desde los 30 años.

Composición corporal

Para comprender su importancia, primero ha de saber lo que es. “Es una proteína primordial para el organismo. Está que se encuentra en huesos, músculos, piel y órganos internos”, enseña la Dra. Mar Lázaro, experto en medicina estética con clínica propia en Zaragoza. Forma la red de conexión de la mayor parte de nuestras construcciones y forma el 25% de la proteína corporal total. En la piel, la cifra incrementa y representa el 80% del total de elementos. En ella se une a la elastina y la sostiene, que valga la redundancia, flexible.

No obstante, con la edad, su presencia en el cuerpo reduce. Transcurrido un tiempo, otros causantes externos contribuyen a la pérdida de los «ladrillos» de la tez. A entender: la exposición al sol, la polución, el agobio… Nuestro cuerpo, desde los 30 años, no es con la capacidad de generarlo al ritmo al que se marcha demoliendo, y es ahí donde comienza su reducción. Asimismo en el cartílago, donde se aúna otro aspecto de desgaste: el deporte.

Qué es el colágeno

El colágeno es una proteína. Es un factor primordial del organismo, aguantando huesos, tendones, ligamentos, cartílagos, piel,… la composición de esta molécula entrega flexibilidad, soporte y aptitud de compresión a las distintas construcciones del organismo.

Esta propiedad se consigue por su composición en hélices, fibras solubles que se entrelazan. Hay múltiples géneros de colágeno, con peculiaridades concretas según el sitio donde se halle.

Composición de la piel

La piel se compone globalmente de tres capas distintas, ver asimismo (Figura 1):

  1. La epidermis se constituye de distintas capas células que forman una barrera protectora de células epiteliales.

¿De qué forma postergar o contrarrestar la pérdida de colágeno?

Como ahora comentamos, el colágeno es la proteína de nuestro cuerpo que sostiene la piel estable, lisa y flexible. No obstante, conforme uno avejenta, la producción natural indudablemente empieza a reducir, y en el momento en que esto pasa, se muestran las llamadas líneas de expresión o arrugas leves, flacidez de la piel y otros signos de envejecimiento.

Asimismo hay causantes externos que influyen de forma negativa en nuestra piel y que tienen la posibilidad de ayudar a que se acelere la pérdida de esta proteína, como el tabaquismo, la exposición excesiva al sol y una dieta rica en azúcar y en fritura. alimento. .

Settings