Saltar al contenido

Qué pasa si me pongo miel de abeja en la cara todos los días

La miel es un fluido dulce y viscoso, es producido por las abejas desde el néctar de las flores. La miel es una composición de fructosa, sacarosa, maltosa y glucosa, son esencialmente géneros de azúcares y agua.

A lo largo de un buen tiempo la miel se ha empleado como alimento, no obstante, actualmente asimismo se emplea para muchos tratamientos de hermosura facial, conque da igual si te echas miel en la cara, claro que bastante tiempo no tienes moscas o abejas alrededor.

Mascarilla de miel y limón para qué exactamente sirve

Mascarilla de miel y limón para qué exactamente sirve. (Fotografía: Getty Images)

La miel y el limón trabajan juntos para alumbrar la piel, que tiende a oscurecerse transcurrido el tiempo.

Características contra las bacterias de la miel

Entre los elementos mucho más esenciales de la miel para la supresión de impurezas es su pH ácido. Por tal razón, las bacterias no tienen la posibilidad de medrar y reproducirse en superficies o entornos donde haya miel.

La miel asimismo tiene dentro otro compuesto habitual para volver a poner el aspecto mucho más saludable de la piel. Es el peróxido de hidrógeno que, en contacto con algunos fluidos anatómicos, actúa como agente antibacteriano. De este modo, en el momento en que se aplica sobre la piel, la miel destapa los poros. Su rigidez cerosa asimismo contribuye a remover la mugre y la cubierta de células fallecidas que comunmente la cubre.

Humectante natural

Indudablemente, este pertence a los mayores propiedades de la miel en la cara. Actúa como barrera protectora de la piel, manteniéndola hidratada en todo instante.

Esto se origina por su cantidad considerable de vitaminas y minerales, que hacen más fácil una hidratación profunda, que se filtra hasta las capas mucho más profundas de la piel.

Sobre el creador

Mi nombre es Selime y vengo de Bulgaria, un pequeño país de Europa del Este. Descubrí el blog de Edurne por al azar y me enamoré de su contenido y filosofía desde el primero de los días. De a poco hemos forjado una bonita amistad que tiene en común un colosal cariño por la comida, la naturaleza, la fotografía y el sentido del humor. Con mi introducción al planeta paleo, de a poco me percaté de las toxinas que están no solo en nuestra dieta, sino más bien en prácticamente todo cuanto nos circunda. Dejar de emplear cosmética usual era, por consiguiente, un paso lógico y preciso. Pero deseo sonar alarmista. Y si bien me detallan que todos y cada uno de los elementos de una crema son saludables, la simplicidad y amplitud de los elementos naturales es insuperable. ¿Hay algo mucho más fácil que el aceite, la miel, la arcilla, el vinagre? Aparte de poder emplearse en la cocina, son artículos muy polivalentes que se usa para prosperar la calidad de nuestra piel. Mi filosofía es no ponerme nada en la piel que yo no me pondría en la boca. En la facilidad está la máxima sofisticación.

Settings