Saltar al contenido

Cuántas veces a la semana se usa el agua micelar

Este polvo blanco multiusos, desde el día de hoy, va a ser uno de tus preferidos por el hecho de que tiene bastantes provecho para tu piel.

El bicarbonato de sodio es un polvo blanco soluble en agua que se utiliza generalmente para calmar la acidez estomacal, la acidez estomacal o la indigestión, pero asimismo es popular por su poder alcalinizante.

Entonces, ¿antes o tras el jabón?

Al continuar una rutina de precaución de la piel, varias personas siguen empleando jabón como agente de limpieza. Eso sí, hay que tener en consideración que lo más conveniente, en el caso de estimar continuar utilizando un jabón, es decantarse por una versión de pH neutro, respetuosa con nuestra piel (correcta para ella) y que fue desarrollada como limpiadora.

En estas situaciones, es primordial utilizar siempre y en todo momento el agua micelar antes del jabón, transformándose de este modo en entre los primeros procedimientos que se deben llevar a cabo en la rutina de precaución de la piel.

¿QUÉ ES?

El agua micelar es una solución líquida afín al agua con principios activos que asisten a adecentar la piel. Estos principios activos o elementos que poseen son tensioactivos no iónicos, que forman en el agua partículas o esferas de tamaño nanoscópico llamadas micelas, de ahí su nombre.

Las micelas, estas enanas esferas, están formadas por polos, de 2 tipos opuestos, uno hidrofílico, con afinidad por el agua, y el otro lipofílico, que le da afinidad por las grasas.

¿QUÉ ES EL TONIC?

Siempre y en todo momento insisto en que el tónico es un paso que no debe pasar inadvertido y sucede que un tónico tiene múltiples funcionalidades, existe quien considera que es solo para refrescarse, pues andas lejísimos de la realidad , pero muchas personas no sabe lo que verdaderamente hace y de ahí que se desarrollan inquietudes al meditar que es exactamente lo mismo que el agua limpiadora o el agua micelar.

El tónico o «toner» es muy distinta y un complemento que no debe faltar, ni en tu rutina de día ni en tu rutina a la noche, puesto que se hace cargo de remover cualquier resto que quede tras una doble limpieza además de esto a remover las células fallecidas tras emplear un exfoliante y ofrecerte un óptimo empujón de hidratación. Además de esto, equilibra el PH y contribuye a regular su estado natural tras la limpieza. Hay tantas variedades como precises y es un complemento perfecto para tu rutina, enfocándolo al régimen que tu piel precisa en todos y cada instante.

Settings