Saltar al contenido

Cómo aclarar la piel con sal

En la rutina de la mañana, en esos primeros minutos tras levantarse de la cama para empezar un nuevo día, hay un ademán que se reitera en centenares de miles de hogares en el mundo entero: ir al baño a lavarse. Esta práctica no ya no es una manera muy eficiente de finalizar de “despertar” por el efecto revitalizante que tiene sobre nosotros el agua fría, en contacto con nuestra piel.

En Salimar deseamos animarte a que aproveches este simple ademán para proteger la piel de tu rostro al despertar. Ahora hemos explicado extensamente en este espacio por qué razón la sal marina es un increíble exfoliante natural. Asimismo los múltiples propiedades de la sal marina para el precaución de nuestra piel. En estos 2 productos podemos encontrar muchas de las razones por las cuales lavar la piel con agua salobre cada mañana puede transformarse en un ritual de hermosura que marque un antes y un después en la vitalidad y el aspecto de nuestra piel. . Cara.

Preparación de la mascarilla de sal y limón

Para dejarla lista precisarás 1 cucharada de sal, medio limón grande y agua.

En un envase, exprime el jugo de limón y añade el agua, añade la sal, mezclando bien todos y cada uno de los elementos.

¿Por qué razón el agua de mar es ventajosa para la piel?

  1. Tiene dentro vitaminas, sales minerales, oligoelementos y aminoácidos que benefician la regeneración de la piel. Elementos como el zinc, el yodo, el potasio, el sodio, el flúor, el azufre o el calcio benefician la cicatrización.
  2. Guarda microorganismos que generan substancias antibióticas, antimicrobianas y contra las bacterias. Por este motivo, el contacto con el agua salobre asimismo tiene características desinfectantes.
  3. La sal de agua de mar tiene un saludable efecto exfoliante, descartando naturalmente la piel fallecida y dañada. Ayuda a la limpieza de toxinas y también impurezas que se amontonan en la piel.
  4. Los minerales del agua de mar, como el magnesio, asisten a humectar y alimentar la piel. Tienen un efecto reparador.
  5. La combinación del agua de mar y el sol estimula la producción de vitamina D, primordial para la vitalidad y flexibilidad de la piel. (Pero OJO, esto no es explicación para la sobreexposición al sol. El agua de mar NO TE PROTEGE DEL DAÑO SOLAR, advierte el dermatólogo López Navarro: “Al revés, al reflejar la radiación, el agua provoca que te quemes mucho más de forma fácil”).
  6. En el caso de acné, las características contra las bacterias de la sal marina y el efecto secante del sol (siempre y en todo momento con protección) benefician paulativamente la desaparición de granos y puntos negros.
  7. El contraste entre la temperatura del agua del mar, normalmente baja, y el movimiento/encontronazo de las olas sobre el cuerpo impulsa la circulación, lo que indudablemente es muy bueno para la salud de la piel.

Régimen anticaspa

Por otra parte, se estima que la sal sería un aliado para batallar y remover la mugre y la grasa. Para efectuar este régimen, te aconsejamos que revises tu cuero cabelludo para cerciorarte de que no tienes cicatrices.

Antes de lavarte el pelo, espolvorea algo de sal en tu cabeza y masajea suavísima y de manera delicada. Jura que el masaje sea especial a fin de que los granos de sal no provoquen pequeñas lesiones que entonces van a ser muy inaguantables.

Settings